Ayer fue mi cumpleaños, y me lo pasé en la cama tosiendo y a base de antibióticos. Lo que se dice una mierda, vamos. Disculpadme aquellos que tuvisteis la bondad de llamarme y mandarme SMS pero es que realmente no estaba para hablar con nadie. Besos y mil gracias.